alucinadas, poemas, cuentos, microrrelatos, crónicas & demás... © copyright ® todos los derechos reservados

EL MATORRAL

Yo no lo maté, jurar se lo puedo por la Mamacita de la Puerta, de verdacitos, yo solo lo había visto tirado ahí y me acerqué, pues, levanté el cuchillo con su harta sangre y por todas mis manos y brazos se me chorreaban su sangrecita roja de mi cumpa, ay, pobrecito, Tayta lindo, por qué mataron a mi cumpa. Justito ahí nomás que me le acerqué a los jefes, me vieron y dellos mismos recibí tremenda golpiza, golpe tras golpe me dieron por toditito mi cuerpo, ayayay, au, les decía yo a ellos, ya no, ya no, por favorcito, pero dellos nada. Y hasta les expliqué que a orinar nomás yo iba, ahí nomasito, pero ellos conel cuchillo me vieron y con la sangre que se me desparramaba, y a mi pobre cumpa ahí milao, tirado enel matorral. Atrás nomás ya donde fue la fiesta, de la casa de mi cumpa a la vuelta, del campo donde se la quema a la caña. Se lo juro, verdecitos, por lo más sagrado que uno puede tener, naditas le hice yo a mi cumpa, mi cumpita es familia, si hasta el pantalón me mojé al verlo, tieso me quedé, asustado, como animalito mi pobre cumpita, tirado ahí todo muerto sobre el matorral, sobre las cenizas negras, empapándose es su propia sangre roja. Ora mi ahijado su taita ya no va a tener más.
Cuando de lo bien que se estaba gozando se viene la tragedia, que nadies había invitado, cuando la orquesta retumbaba la noche y hartas gentes habían llegado, desde tan lejos todavía, porque mi cumpa tenía bastante familia, hasta que un momento ene. Baño había más gente quen el Banco Agrario, y por eso los hombres teníamos que salir para afuera, todo era oscuro, sinestrellas ni luna siquiera que nos alumbrara había siquiera, solo el canto del búho y los pish pish de los borrachos sescuchaba, el arpa y los violines sescuchaba lejos. Todos borrachos nomás estábamos, yo también, igual que mi cumpita; si también harta chicha también había, bien rica bien fermentadita, salú salú nomás decíamos, celebrando el matrimonio, pura sonrisa nomás, y las tinajas llanecitas nunca se acababan; también, si mi cumpa las tenía macerando bajo tierra desde que su Juanita andaba de novias conel Agapito, no las desenterraba por nada, para cuando alguno de mis crías se case me decía a veces; y ya ve, la Juanita ayer nomás se acaba de casar, y ahora ya no tiene más a su pobre taita,; pero qué injusticia puede ser la vida, ayayau, Papá Lindo… ahora ya no estoy tomado; si con la paliza de los jefes toda la noche aya ay, gritando eh estado. De dolor, pues, de qué más puede ser, el dolor de mi cuerpo magullado no interesa ya mucho, ni tampoco el dolor de la denuncia de la Juana. Sí, la Juana me ha denunciado, mi mujer me lo ha contado hoy temprano cuando vino trayéndome la ropa y caldo caliente; yo qué iba a saber que mi comadre creyera que fui yo quien lo mató a mi cumpita. No, yo solo lestaba gritando porque el muy terco decía que él solito había sido el que había tumbado la yunsa en los carnavales, y no se acordaba quel Ausencia había sido, y que después todos nos pusimos a tomar por el Ausencia, y salú, gritábamos ya bien borrachos. Casi como anoche nomás estábamos esa vez, quizás más chicha huboi donde mi cumpa y por eso todos tomábamos felices; ah, sí, pero menos el Carmelo ese no tomaba naditas, él con la Juana solo conversaban y bailaban toda la noche, y por todo se reían los dos; todos los vimos, hasta mi cumpa los había visto, pero él feliz nomás se la pasaba. Todos en el pueblo estaban en la fiesta, si hasta de otras partes de arriba y de más abajo también habían llegado ya le dije; yo también, pues, mi cumpa primerito a mí me había invitado, y hasta en la iglesia en primerita fila estaba; pero mi comadre mala cara nomás me hacía de al frente; no sé por qué la Juana así me odia. Tal vez fue desde esa vez enel matorral, cuando una vez la vi a ella conel Carmelo. Hace ya tiempos deso; pero mi cumpa no me creía cuando se lo fui a contar, no te creo, y ya sigue nomás chacchando y corta tus cañas, me decía; ya poreso desa vez no se lo volví a repetir, también, todo hombre tiene sus cosas y sus silencios, y todo problema de pareja se arregla en la cama. Pero pobrecito mi cumpita, toda una vida que nos conocemos, desde guaguas cuando nos bañábamos en el río y luego nos íbamos con el ganado a pastar; ay Papá Lindo, Mamita de la Puerta, por qué me vengo a acordar deso ahora… No, yo con mi mujer siempre estuve casado; mi cumpa fue el que ya se había casado conotra desde antes que con la Juana; Margarita se llamaba su primera mujer, buena gente era; ella sí era mi verdadera comadre, mamacha de mi ahijado, del Fulgencio. Murió la pobrecita de una enfermedad; no sé de qué, pero hasta Lima la tuvieron que llevar; mi cumpa no se quiso quedar por allá, no quiero ser un ambulante de la calle cuando aquí tengo mi chacrita, me decía. Poreso la trajo paracá, para aneterrarla; harto lloraba mi ahijado, guagüita nomás estaba; mi cumpa en cambio se las aguantaba, como buen taita que tiene que aguantarse el dolor más fiero, para así darle ejemplo a mi ahijadito; solo chacchaba y cañazo en todo el día; hasta casicito su terreno nomás pierde; cosas de invasores, y eso que mi cumpa lucha y lucha también. Porese tiempo también, el Carmelo se la presentó a la Juana, y de ahí enamorado se quedó mi cumpita. Aunque nunca me había caído bien la Juana pero qué iba ser yo, si mi cumpa enamorado nomás della estaba; y a la Juanita la tuvieron al poco rato; y yo entonces solo comadre buenos días o buenas tardes, le decía solamente; y en las noches con mi cumpa nos íbamos a tomar chicha donde el Carmelo; tarde llegaba mi cumpa a su casa, todo tomado, pero la Juanita naditas le decía; en cambio a mí sí, mi mujer me gritaba, pero después de un patada que le tiraba, calladita nomás se quedan. Pero no, yo la quiero mucho, solo que a la mujer hay que amansarla, de rato en rato les gusta el golpe, porque de ahí nomás en la cama es la revancha. No como el Carmelo porque el soltero nomás es, tiene su terrenito pequeñito detrás de su cantina y al lado de mi cumpa, que muchas veces mucho más grandazo es, si hasta los jefes gallinas le paraban robando, solo que él naditas les decía, no le gustaba tener problemas con nadies, poreso fue que no les invitó, y ellos fuera nomás tomaban la chicha que mi cumpa les había dado para que no entraran; buena gentes era mi cumpita. Una vez, cuando el Carmelo de sus gallinas se andaba robando ya, mi cumpa sí amargo se puso, y esa vez sí se peliaron, pero mi cumpa borracho estaba; recuerdo quel Carmelo se salió de la casa de mi cumpa pero él no lo vio porque molestaba, todo desparramado lo traía arrastrando; pero el Carmelo nos vio y corriendo se fue hasta el corral; mi cumpa escuchó los cacareos y corriendo se fue tras él, todo tambaleándose, no son los jefes, el Carmelo eres, carajo, le decía; yo no los pude separar, la Juana tuvo que venir, porque el Carmelo solo le hace caso a ella, y mi ahijado y la Juanita, que chicos nomás estaban en ese entonces, se despertaron y llora quién los calma. Al otro día mi cumpa me contó que cuando se levantó la Juana naditas le dijo, como feliz estaba ella, me decía mientras chacchábamos y nos íbamos a cosechar… Ya pues, jefecitos, suélteme pues, por favorcito, no sea usted malito, a mis crías y a mi mujer tengo que verlos, pues, se los juro, naditas lice yo a mi pobre cumpita, a orinar nomás yo iba cuando lo vi a mi cumpa ahí tirado, enel matorral, alcé su desgraciado puñal y ahí los otros jefes me vieron y la chochoca me sacaron, todos orinaban por todos lados pero nadies vio a mi cumpita, ni el Carmelo mesmo que se reía cuando me pegaban, muérete me gritaba… Se lo juro jefecito, por la Mamita que está en los cielos y todo nos ve, yo no lo maté…

No hay comentarios.:

índice

YO

Mi foto
Lima, Peru
® Todos los derechos reservados en contenido. Las fotos, algunas son mías y otras bajadas de la web, pero todas, al menos, tienen un trabajo de post-edición. No tengo inconveniente en que algún texto sea copiado, siempre y cuando se haga mención de la autoría y el link respectivo de la página.

visitantes

lectores...

Se produjo un error en este gadget.

FEEDJIT Live Traffic Feed